«Operación Dragoon».

0
5

El 15 de Agosto de 1944, en el marco de la Segunda Guerra Mundial, en la costa sur de Francia se iniciaba una gigantesca movilización de desembarco aliada llamada «Operación Dragoon». Luego del trabajoso y costoso, pero exitoso desembarco en Normandía, los aliados planeaban de que manera descomprimir la resistencia alemana en el norte de Francia, la mejor opción era abrir un nuevo frente que le hiciera redistribuir sus fuerzas de defensa. Las tres opciones eran, un desembarco en el sudeste europeo, reforzar las tropas aliadas en Italia o una invasión del sur de Francia, esta fue la única vez en que Inglaterra y los EEUU discreparon y estuvieron a punto de romper la alianza.

Churchill pretendía una invasión de los Balcanes para cortar el suministro de hidrocarburos de Alemania y tener una presencia militar que haga contrapeso a la segura invasión Soviética de la zona, por su parte Franklin D. Roosevelt y el gobierno Francés en el exilio se inclinaron por reforzar el frente occidental. Casi sin participación Británica, 7 portaviones, 5 acorazados, 50 cruceros, 50 destructores y decenas de lanchas de desembarco transportaron a casi 200 mil efectivos a las costas del sur de Francia.

La noche anterior desde varios aviones se lanzaron miles de maniquíes en paracaídas tras las líneas de defensa alemanas distrayendo a casi un tercio de sus fuerzas. La mañana del 15 de Agosto al mando de los comandantes Alexander Patch, Jacob Devers y Jean de Lattre de Tassigny, las fuerzas aliadas iniciaron el desembarco en las costas de Cavalaire Sur Mer, Saint Tropez, Saint Raphaël y Cap Nègre. Viéndose ampliamente superados, el comandante Johannes Blaskowitz ordenó la retirada de todas sus fuerzas, por lo que en pocos días dominaron las ciudades de Tolón, Marsella, Cannes, Niza y Dijon. Cuando estas fuerzas se reunieron con las de Patton que venían del norte se inició la ofensiva final sobre Alemania.