Olezza, una de las esperanzas argentinas para ganar una medalla en Tokio

0
1

Uno de los entrenadores del regatista bonaerense valoró la labor de su pupilo y dijo que «depende siempre de pequeños detalles». «Hace seis años que se entrena prácticamente todos los días para llegar al sueño», agregó.

Olezza, una de las esperanzas argentinas para ganar una medalla en Tokio

Olezza, durante la prueba de Alemania (Foto: IG FacuOlezza)

Facundo Olezza, noveno en los Juegos Olímpicos 2016 en la clase Finn de vela, tiene chances de ganar una medalla en Tokio 2021, ya que es «un fuera de serie», consideró uno de sus entrenadores, el italiano Luca Devoti.

«Creo que Facundo puede ganar una medalla en Tokio. Hace seis años que se entrena prácticamente todos los días para llegar al sueño de obtenerla. Es muy coordinado, tiene mucho feeling para la vela y mucho talento para este deporte. Tiene chances de verdad», expresó Devoti, desde la ciudad española de Valencia, en declaraciones a Télam.

«Creo que tiene chances de verdad. Depende siempre de pequeños detalles, de controlar la cabeza en el momento importante, no dejarse tomar por la emotividad, pero en este punto también creció mucho», agregó.

El argentino, que se entrena en la Dinghy Academy desde 2015 «tiene diez o veinte años de carrera deportiva por delante. Y solo seguirá mejorando», expresó Devoti, ganador de la medalla de plata en Sidney, Australia, 2000.

El italiano, de 58 años, integra del cuerpo técnico de Olezza que también cuenta con el entrenador argentino Julian Demare, desde 2019, el preparador físico Javier Mundina y el fisioterapeuta Yasser Alakhdar.

En enero de 2020, Olezza, de 25 años y representante del club Veleros Barlovento, de San Fernando, terminó quinto en la Copa del Mundo de Miami, Estados Unidos, con 57 unidades, 28 más que el ganador norteamericano Caleb Paine, al obtener la medal race (regata definitoria y de valor doble que disputaron los diez mejores clasificados en la fase eliminatoria), y en febrero compitió y ganó en la Oympic Week, de Valencia.

Luego, Olezza se convirtió el viernes 28 de agosto del año pasado en el primer representante argentino de vela clasificado a los Juegos Olímpicos de Tokio en retornar a las competencias -en el Campeonato Nacional de Polonia-, después de seis meses de inactividad por la pandemia del coronavirus.

El regatista argentino -finalista en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, 2016- obtuvo el séptimo puesto en el Campeonato Europeo en Gdynia Polonia, el 5 de septiembre pasado.

Y el 13 de septiembre, conquistó la medalla de plata en la Semana de Kiel, en Alemania, al quedar segundo -entre veinte competidores de doce países- en la clasificación general con 29 unidades, once más que el líder neerlandés Nicholas Heiner, subcampeón mundial el año pasado.

«Con este resultado, Olezza se perfila como un posible candidato a una medalla en Tokio», afirmó a Télam el director técnico deportivo de la Federación Argentina de Yachting (FAY), Alejandro Cloos, quien participó como entrenador de la entidad en cinco JJOO y en seis Juegos Panamericanos.

En este sentido, Devoti puntualizó: «Estoy de acuerdo con lo que dice Cloos. Es un candidato por las ganas de mejorarse que tiene, de ser mejor como atleta y persona. Es un regatista con una condición física extraordinaria».

«Ya es un un fuera de serie. Cuando fuimos a Río en 2016 hacía solo un año y medio que navegaba en Finn y se había roto la muñeca pocos meses antes. Fue y ganó dos regatas de diez y casi una tercera. Eso es algo que no se hace si no se tiene una enorme calidad, y terminó noveno», explicó el italiano, que conquistó la medalla de plata en el campeonato europeo de 1997.

Y detalló: «Al año siguiente de los Juegos, en 2017, terminó octavo en el Mundial de Hungría; en el Mundial de Dinamarca 2018 quedó séptimo. El año pasado dio el salto y en el Europeo de Grecia, que fue clasificatorio a los Juegos Olímpicos, quedó cuarto. Este año fue quinto en la Copa del Mundo de Miami, séptimo en el Polonia y ganó plata en la semana de Kiel».

«¿Qué significa esto?: que en todas las competencias importantes está entre los primeros diez y ahora tenemos que dar un salto para estar entre los primeros tres. Nos será fácil porque hay gente que navega en esta clase hace diez o quince años en países con mucha tradición. Ya estamos ahí, solo resta que las estrellas se pongan rectas y podemos conseguir algo importante en Tokio», enfatizó Devoti, que fue entrenador del equipo italiano en los Juegos Olimpicos 2012 y de Irlanda en los de 2004.

«El resultado vendrá por trabajo y no por suerte y eso es algo que me da confianza. Veo muchas cosas positivas y lo apoyo. No hay límites», destacó.

En su última actuación de 2020, en octubre, Olezza ganó el campeonato español de esa especialidad -al igual que en 2019 en Barcelona-, que se desarrolló en la ciudad de La Coruña al vencer en las seis regatas que disputó.

El bonaerense tenía previsto competir en diciembre en Las Palmas, España, pero no lo realizó debido que no contó con dinero para afrontar los costos de esa prueba.

«Claramente, la situación del coronavirus nos bloqueó en el crecimiento porque estuvimos sin competir por meses pero volvimos al trabajo y las cosas van bien», dijo Devoti, quien enfatizó que de cara a los Juegos, el argentino «no tiene que hacer nada diferente de lo que ya hace. Sólo seguir trabajando con el foco en Tokio».

Los Juegos Olímpicos de Tokio, aplazados este año por la pandemia de coronavirus, se celebrarán del 23 de julio al 8 de agosto de 2021, luego de un acuerdo alcanzado entre el COI y el Comité Organizador Local (COL) que integran autoridades japonesas.

«Iremos bastante semanas antes a Tokio para aclimatarnos y para estudiar la cancha de regatas», adelantó Devoti, quien admitió: «Facundo tiene el perfil justo para ser una gran figura de la vela argentina».

«Argentina tiene un historial increíble de personajes y grandes navegantes. Legendarios como Santiago Lange y Cecilia Carranza. No es fácil ser uno de los grandes en Argentina. Pero está el camino correcto para llegar ahí», concluyó Devoti.

Olezza disputará, como parte de su preparación, su primera competencia del año en Cádiz, España, entre 25 de febrero y el 1 de marzo próximos.

Comentários no Facebook