Nueva definición: No es necesario tener fiebre para ser caso sospechoso.

0
7

Solo con dolor de garganta y tos se considera un caso sospechoso de COVID-19. Así lo indicó el Ministerio de Salud de la Nación quien actualizó la definición de caso sospechoso de covid-19, para «continuar sensibilizando la detección temprana de casos de coronavirus en función de la situación epidemiológica».

Se considera caso sospechoso «a toda persona con dos o más de los siguientes síntomasfiebre de 37.5 Cº o más, tosdolor de garganta, dificultad respiratoria, falta de olfato o gusto (anosmia/disgeusia) sin otra enfermedad que explique completamente el cuadro clínico».  Por lo tanto, si se tiene dolor de garganta y tos, no haría falta tener fiebre para ser considerado un caso sospechoso.

A esas características, «se le debe sumar el hecho de que esa persona haya estado en los últimos 14 días en contacto con casos confirmados» o que tenga «antecedente de viaje internacional; o tenga un historial de viaje o residencia en nuestro país en zonas de transmisión local», sea comunitaria o por conglomerados.

También será considerado sospechoso el caso de «toda persona que presente dos o más de los síntomas descriptos y resida o trabaje en instituciones cerradas o de internación prolongada» (penitenciarias, residencias de adultos mayores, instituciones neuropsiquiátricas, hogares de niñas y niños), o cumpla tareas esenciales o que viva en barrios populares o de pueblos originarios.

El segundo criterio «incluye a toda persona que presente dos o más de los síntomas descriptos y requiera internación, independientemente del nexo epidemiológico».  El tercero, en tanto, advierte que «debe considerarse caso sospechoso a toda persona que sea contacto estrecho de caso confirmado« y tenga «uno o más de estos síntomas: fiebre (37.5°C o más), tos, odinofagia, dificultad respiratoria, anosmia/disgeusia de reciente aparición».

El cuarto criterio, finalmente, indica que debe sospecharse covid-19 «en todo paciente que presente anosmia/disgeusia, de reciente aparición y sin otra etiología definida y sin otros signos o síntomas». En esos casos, «ante la aparición de este único síntoma, se indicará aislamiento durante 72 horas, indicando toma de muestra para diagnóstico por PCR, al tercer día de iniciado síntomas».