La Pampa, única provincia que tiene habilitados encuentros familiares

0
5

Desde este sábado rige la excepción que habilitó el gobierno nacional al decreto vigente, pero que no incluye encuentros “sociales”. También por esa circunstancia la medida no abarca reuniones nocturnas.

La Pampa es la única provincia del país que tiene habilitados encuentros “familiares”, como excepción al decreto nacional que impide en todo el territorio ese tipo de reuniones.

El “permitido” que logró el gobierno provincial es para reuniones de tipo “familiar”, que en su esencia implica un tono y estilo diferente al de los encuentros “sociales”.

Aunque no habrá controles estrictos en ese sentido, el gobierno pampeano aspira a que entre las normas que se respeten -y que están precisadas en el decreto- se incluya la pertenencia a un mismo grupo familiar.

Por esa razón, entre otros detalles, es que no se habilitaron encuentros nocturnos, sino más bien reuniones para un almuerzo.

La medida implica una excepción al decreto nacional que prohibe las reuniones de este tipo. Tiene vigencia en toda la provincia menos en la localidad de La Adela, limítrofe con Río Negro, que por sus especiales circunstancias prefirió mantenerse al margen del “permitido”.

El Decreto provincial que autoriza las reuniones familiares precisa que podrán realizarse los días sábados, domingos y feriados en el horario de 10 a 18 horas, con un máximo de 10 personas y en domicilios particulares.

A los efectos de facilitar las reuniones con familiares de otras localidades, se habilitó en todo el territorio de la Provincia la circulación los días sábados, domingos y feriados en el horario de 7 a 21 horas.

Los traslados interurbanos que se realicen con este fin no requerirán el permiso de circulación que los habilite.

El instó a “actuar con compromiso, solidaridad y responsabilidad social, acatando las formas, condiciones y modalidades aconsejadas”.

Se enfatizó la necesidad de tener “en cuenta que la pandemia provocada por el Coronavirus –COVID 19- involucra cuestiones sensibles de salud de toda la población”.

Se insistió, desde ya, en la necesidad de continuar utilizando el cubre nariz, boca y mentón y se sugiere que las reuniones se lleven a cabo en lugares abiertos; en caso de realización en lugares cerrados, que cuenten con suficiente ventilación y aireación naturales.

Los encuentros no podrán ser de más de 10 personas. y se recomienda no compartir el mate o infusiones, ni utensilios, ni vajillas.

Se debe mantener en todo momento un distanciamiento social mínimo de 2 metros entre personas y se deberán contar con elementos para higiene frecuente de manos (lavado con agua y jabón o alcohol al 70% diluido o en gel).