La canela, una planta aromática para la gastronomía y la salud

0
2

Pensar en la canela es como trasladarnos al paraíso de los dulces. Sin embargo, esta pequeña especia marrón tiene muchas otras aplicaciones que queremos desvelarte. Además de endulzar tu vida puede ayudarte a mejorar tu salud y bienestar.

¿Cómo puedo añadir la canela a mi dieta?

Molida se utiliza ampliamente en postres, pasteles, dulces, etc., y entera se emplea para adornar y sazonar algunos platos. Puedes añadirla: al café, al té, a unas natillas, a unos pastelitos con chocolate, a una crema catalana, hacer una salsa de canela para un pollo, unas chuletas o una carne.

Propiedades medicinales:

Digestiva. Ayuda a que las digestiones sean más ligeras, previene el malestar estomacal cunado se toma como una infusión después de las comidas.

Pie de atleta. El aceite de canela diluido es un remedio natural para reducir los hongos como el pie de atleta; Además de ser una cura natural, su fragancia te ayudará a relajarte y aumentar tu bienestar.

Desinfectante natural. Además de aderezar nuestro paladar la canela también es uno de los desinfectantes naturales más fuertes que hay. Sus propiedades antibacterianas hacen de ella un poderoso limpiador y ayuda a neutralizar los olores con su fragancia.

Resfriados. ½ cucharadita de canela y una cucharadita de miel 2 o 3 veces al día ayuda a mejorar los síntomas y curar el resfriado y gripes.

Remedio de dieta. El té de canela combinado con el laurel constituye uno de los trucos más clásicos caseros para ayudarnos en nuestra dieta para adelgazar.

Cerebro. Se han realizado investigaciones en las que se destacan el potencial beneficioso de los compuestos de la canela (cinamaldehído y epicatequina) en la prevención y tratamiento del Alzheimer.

Controla el azúcar en sangre. Se ha demostrado en varios estudios que ayuda a mejorar el control del azúcar en la sangre en personas con diabetes tipo 2.

Anti-edad. La canela uno de los grandes antioxidantes naturales, protegiendo las células del cuerpo del paso del tiempo y también protege nuestra piel de los agentes externos que la estropean como la contaminación.

Es un relajante muscular. El aromático olor de la canela y sus propiedades anti-inflamatorias hacen que sea un remedio natural para los músculos cansados y doloridos. Los masajes con aceite de canela ayudan a relajar los músculos después de cualquier entrenamiento deportivo; Si prefieres un baño relajante para reposar después del ejercicio debes probar la combinación de agua caliente, canela y unas gotas de miel.

Dolor menstrual. En esos días delicados del mes ayudara a calmar tu dolor y te sentirás mucho más relajada. También puedes combinar la canela con té caliente.

Huesos sanos. Es una gran fuente de calcio por lo que si hablamos de mantener nuestros huesos fuertes; Prueba con una taza de té de canela al día o directamente aplicando el aceite de canela en las articulaciones.

Combate el acné. Gracias a sus propiedades anti-bacterianas ayudan a suavizar y limpiar las impurezas de la piel. Puedes prepararla como una mascarilla facial, mezclándola con miel y dejar que actúe durante 15 minutos para después retirarla con agua tibia.

Consultor Medico: Dr. Rene A. Triviño G. – M.P. 5812 – Medicina Integrativa

Comentários no Facebook